Badabun te recomienda

Mira por qué nunca debes exprimir estos 7 tipos de granos. Acabarás con tu piel



¿Un rostro perfecto? sin duda nuestra mayor presentación es la forma en la que luce tu cara, a todos nos ha pasado que nos sale ese enorme grano horrendo y termina arruinando nuestra mejor cita, evento o día de trabajo. ¡Así es! las personas estamos tan traumadas con eso, que lo vemos 10 veces más grande que su tamaño real, imaginamos que somos un grano andando y claro que da mucha vergüenza, ¿Qué es lo primero que haces? qué pregunta más tonta ¿No? claro que reventarlos inmediatamente pero…


¿Estás seguro de que ese tipo de granos se revienta? es decir, que no tendrá consecuencias peores, nuestra desesperación por lucir perfectos para el resto no nos da tiempo de pensar y ver que estamos cometiendo un error, así que presta atención porque tal vez estés pasando por algo así.



Por ningún motivo revientes este tipo de granos o terminarás con una colonia de ellos en tu cara:  

1. Herpes labial. 


Si te entiendo, sé lo molesto que es traer esos granitos cerca de los labios sobre todo si tienes pareja, llegan así sin aviso, sobre todo en la temporada de invierno o primavera, la razón es porque es un virus que se transmite por medio del contacto así que evita besar,  pero ni se te ocurra reventarlos, lo único que vas a provocar es que se riegue y tengas los labios más gruesos que con colágeno pero un poco más feos.  

2. Granitos blancos. 


Su nombre científico es Milia, son esos granitos que de la nada te aparecen debajo de los ojos, ¡No te confundas! no son espinillas, son pequeños quistes debajo de la piel, no tiene caso que los exprimas, la zona quedará enrojecida y lastimada pero después de unos minutos seguirán ahí, la única solución es hacer cita con el dermatólogo, pues se tienen que extraer. 

3. Puntos negros. 


Si hiciéramos una encuesta seguro el 99 por ciento de la población se ha reventado alguna vez un punto negro y es que tenerlos es bastante molesto, oscurecen la piel y dan esa sensación áspera en la cara, pero cuando te los revientas lo único que provocas es dañar tu piel, pues saldrá con más fuerza y luego quedas con hoyos en el rostro. 

4. Pelos encarnados.


Sucede cuando el pelo se queda atrapado en la piel, es bastante doloroso y molesto, sin embargo no te atrevas a reventarlos porque ese borde está lleno de pus y sólo provocarás que te salgan más impurezas alrededor, puedes incluso despertar fuertes infecciones, es necesario que busques un exfoliante o esperes a que salga solo. 



5. Granitos rojos. 


Este padecimiento es más común de lo que imaginamos, lo que sucede es que los poros de la piel se tapan a tal grado que inflaman y enrojecen esa parte de la piel, ¡Ojo! el problema es exterior, no vas a conseguir nada si intentas exprimirlos porque es como si estuvieras masacrando tu piel normalmente, así que consigue un exfoliante de uso diario. 

6. Acné profundo. 


Entiendo que cuando te sale ese grano inoportuno hagas de TODO para eliminarlo, pero no quieras hacer lo mismo con un acné profundo, es decir ese que ya abarca una zona de tu cara, es doloroso y bastante rojizo, ¿Por qué lo haces? cada que exprimes un grano estás dándole de comer al resto de ellos, creando un círculo vicioso, créeme tu cara te agradecerá la visita al dermatólogo.

7. Bordes en el ojo. 


Esta inflamación puede suceder bajo o sobre el párpado, se le llama orzuelo,es una infección que sucede cuando se tapan las glándulas de las pestañas, lo que provoca una inflamación que si no tienes los cuidados de higiene crece sin control, hasta que es necesario quitarlo por medio de una cirugía, NUNCA intentes reventarlo, porque puede tener graves consecuencias en la vista. 

¡Tienes que dejar de hacerlo!



Recomendados
Recomendados
Publicidad